Saltar al contenido

Cómo empadronarse en Granada: requisitos y trámites

En este post te explicamos en qué casos tienes que empadronarte en Granada y cómo hacerlo, ¡toma nota!

como-empadronarse-granada-requisitos-tramite

Descubre si estás obligado a empradronarte en Granada y en ese caso, cuál es el trámite para hacerlo, ¡te informamos de todo!

1. ¿Quién tiene que empadronarse en Granada?

Tienen que empadronarse en Granada aquellas personas que residen habitualmente en esta ciudad, es decir, la que lo hacen la mayor parte del año. De manera que si te encuentras en esta situación, debes darte de alta en su padrón municipal.

Tienes que empadronarte en Granada si normalmente vives en esta ciudad.

2. Requisitos del empadronamiento en Granada

empadronamiento-en-granada

Para empadronarte en Granada el único requisito que debes cumplir es vivir habitualmente allí. No importa que durante parte del año lo hagas en otra parte; si normalmente vives en Granada, no solo puedes sino que debes empadronarte en esta ciudad.

3. Cómo empadronarse en Granada

Si deseas empadronarte en Granada tienes que hacerlo de manera presencial o vía online. Para hacerlo en persona tienes que acudir al Registro del Ayuntamiento de Granada, y si prefieres empadronarte por Internet, debes realizar el trámite a través de la Sede Electrónica del Ayuntamiento de Granada. Accede a ella en el siguiente enlace:

Ayuntamiento de Granada – Sede Electrónica

Tanto en uno como en otro caso vas a tener que entregar una solicitud que puedes descargar a continuación:

Hoja de empadronamiento

4. Qué documentos se necesitan para empadronarse en Granada

Para empadronarte en la ciudad de Granada vas a tener que presentar los documentos siguientes:
  • Hoja padronal, debidamente cumplimentada y firmada.
  • Documento en vigor acreditativo de la identidad de las personas inscritas, con el siguiente orden de prioridad:
    • DNI: obligatorio a partir de los 14 años y en el caso de los menores de 14 años a los que ya se les ha expedido.
    • Tarjeta de residencia o documento similar en el que figure el NIE.
    • Certificado de registro Ciudadano de la Unión, que debe ir acompañado del pasaporte o el documento de identidad del país de origen.
    • Pasaporte.
  • Documento acreditativo de la representación de menores, que será el Libro de Familia. En caso de separación o divorcio, aquella resolución judicial que acredite su guarda o custodia. Impreso de autorización de los dos progenitores.
  • Documento acreditativo del uso de la vivienda:
    • Escritura de compraventa, en caso de que la fecha se menor a un año, o:
    • Contrato de arrendamiento vigente (en los contratos prorrogados tendrá que ir acompañado del último recibo del pago de alquiler), junto con la última factura de la compañía que suministre el agua, el gas o la electricidad, a nombre del arrendador/a.
    • Última factura de la compañía suministradora de electricidad, agua o gas, a nombre del interesado/a.
  • Declaración de no empadronamiento. Si el solicitante no estuvo empadronado con anterioridad o desconoce cuál es el municipio de su inscripción padronal anterior.
  • Una vez cumplimentadas las autorizaciones se presentarán originales, así como las fotocopias de los documentos de identidad de los autorizantes.

Debes tener en cuenta que el Ayuntamiento de Granada tiene la facultad de solicitarte otros documentos para acreditar tu identidad y tu uso del domicilio en el que vives, comprobando la veracidad de los documentos que contiene el padrón municipal. Tan solo se admitirán los documentos que estén sin deteriorar y en vigor.

5. ¿Para qué sirve el empadronamiento?

El empadronamiento tiene distintas utilidades:

  • A efectos electorales, determina cuál es el municipio en el que tienes que votar, y concretamente en qué colegio electoral debes hacerlo.
  • Es un documento oficial que acredita dónde vives, por ejemplo a la hora de solicitar una subvención o demostrarlo en un juicio.
  • En relación a la Declaración de la Renta, Hacienda permite deducir por la vivienda habitual (que se demuestra mediante el padrón) siempre y cuando se cumplan los siguientes requisitos:
    • Tiene que ser la residencia del contribuyente por un plazo de tres años al menos. Hay ciertas excepciones, por ejemplo, las circunstancias que requieren una variación de domicilio (divorcio, traslado en el trabajo, etc.).
    • El contribuyente tiene que habitarla, de manera efectiva y permanente, durante un plazo que no puede superar los doce meses. Dicho plazo se empieza a contar desde el momento en que se adquirió la vivienda, o desde que finalizaron las obras. También en este caso eisten ciertas excepciones, que normalmente coinciden con las del anterior requisito.
    • Para la deducción por vivienda habitual, se asimilarán las plazas de garaje que sean adquiridas en conjunto con la vivienda, con un máximo de dos, siempre que:
      • Se encuentren dentro del mismo complejo o edificio.
      • Su entrega se produzca en el momento mismo que la vivienda.
      • Se adquieran en el mismo acto que la vivienda.
      • Sean utilizadas por el adquirente, quien no puede haber cedido su uso.

Lo anterior no supone que hasta que no se cumpla el plazo de tres años no sea posible desgravar por la vivienda, ni que no pueda ser considerada residencia habitual. Tan solo significa que si se abandona la vivienda antes de tiempo, y se ha deducido por ella, hay que devolver la deducción.

Más información

Ayuntamiento de Granada – Estadística – Empadronamiento: Certificado, Cambio de empadronamiento, nuevo empadronamiento

En el siguiente artículo tienes más información que posiblemente sea de tu interés:

En qué me afecta el empadronamiento